Se acerca la Navidad y las marcas llenan de publicidad nuestros corazones con mensajes amables para conseguir de paz, felicidad, y amor, para conseguir un mundo mejor. De todas las empresas que lo hacen cada año, evidentemente hay algunas que destacan como Coca-Cola, que en esta ocasión se une a la compañía JetBlue, para sorprender con una acción de Street Marketing para llenar de felicidad la Gran Manzana.

Una acción tan sencilla como colocar una máquina expendedora de este refresco en un lugar de paso de miles de personas, y que al echar una moneda, en vez de salirte una botella te salían dos. Ante la sorpresa de estas personas recogida por las cámaras secretas que capturaban su reacción, imaginaos lo que sucedía cuando la misma máquina expendedora les animaba a compartir la otra Coca-Coca. ¿Y tu qué crees que hicieron?

Como ves, volvemos a sorprender porque cada persona compartió su otra botella de refresco con un desconocido. Y claro, ahora viene el colofón final de esta campaña. Ya que cada persona que le dio una Coca-Cola a un desconocido se le acercó un miembro de la tripulación de JetBlue , recibiendo 2 vuelos de ida y vuelta a cualquier destino de JetBlue. De acuerdo con el billete promocional, ‘ Las cosas buenas vienen a aquellos que comparten “.

Esta campaña realizada por Coca Cola, JetBlue y la agencia de Rokkan tenían un claro objetivo, que es la de Inspirar Humanidad en la gente, para ello crearon un hastag #InspireHumanity con bastante éxito. Una acción que busca inspirar un poco de humanidad de vez en cuando en las personas, para ser más generosos con las personas que nos rodean.

Toda una lección de más de 150 personas que compartieron su refresco (más del 70% de las personas lo hizo) gracias a esta campaña de Coca Cola y JetBlue que nos ha encantado y que queríamos compartir con vosotros. ¡¡Felices Fiestas amigos, y a compartir!!